Encontraron a su hija secuestrada hace 51 años: vivía a 20 minutos de su casa

Más de 50 años después de que su niñera la secuestrara cuando era bebé en Texas , una mujer estadounidense se reunió con su familia.

La familia Highsmith pudo encontrar a su hija, la cual había desaparecido hace más de 50 años en Fort Worth, Texas, Estados Unidos, gracias a una prueba de ADN.

Alta Apantenco, la madre de Melissa, que en ese momento tenía 22 años, puso un anuncio en un diario solicitando una niñera y Ruth Johnson respondió lista para aceptar el trabajo. La niñera fue a recoger a la niña pero nunca la devolvió.

Melissa nunca más fue vista después de que la mujer supuestamente la secuestró. La Policía local y FBI comenzaron la búsqueda de la bebita, pero nunca, ni aun pasados más de 50 años, lograron encontrar pistas para localizarla.

Melissa Highsmith, niña secuestrada de Texas ubicada 51 años después

La hija de los Highsmith nunca supo que había sido secuestrada y, gracias a los esfuerzos de su familia biológica, el ansiado reencuentro pudo materializarse.

Jeffrie Highsmith, padre de Melissa, había recibido los resultados de una prueba de ADN que mostró coincidencias con tres personas, incluyendo su hija perdida.

Jeff Highsmith, otro hijo del matrimonio, encontró a Melissa en las redes sociales, le contó la historia del secuestro y le dijo estar seguro de que la niña secuestrada era ella.

Al principio Melissa no lo creyó, pero cuando vio una foto del bebé secuestrado y la comparó con las que ella tenía de su infancia, no tuvo más dudas: eran la misma persona.

“Nos gustaría agradecer sinceramente y dar un gran aplauso a nuestra defensora y entusiasta genealogista, Lisa Jo Schiele, por su ayuda para comprender los resultados del ADN y por guiarnos por el camino que nos llevó a descubrir a nuestra propia Melissa Suzanne. Highsmith, que ha vivido en Fort Worth la mayor parte de su vida”, comunicó la familia a través de la página de Facebook Finding Melissa.

“La alegría es palpable entre todos los miembros de la familia, y los invitamos a celebrar y regocijarse con nosotros, y también permitirle a nuestra familia algunos momentos de privacidad mientras procesamos esta emocionante noticia. ¡Gracias por su apoyo a lo largo de los años!”, agradecieron.

En una entrevista con WFAA, canal de televisión de Texas, Melissa declaró que “no se sentía amada de niña”, que a los 15 años abandonó su casa y vivió en las calles y que nunca imaginó que a solo 20 minutos estaba su madre, en Fort Worth.

Después de reunirse con su familia biológica, Melissa afirmó que quiere volver a casarse con su actual esposo, para que su familia pueda estar en su boda.