San Miguel: murió un nene y la familia denuncia abandono del hospital municipal

Santino había protagonizado la campaña de vacunación del partido.

Santino Godoy Blanco, de 4 años, había sido la imagen de la campaña de vacunación. Murió por una neumonía en un hospital del Municipio de San Miguel. El intendente Jaime Nicolás Méndez, de Juntos por el Cambio, aún no se expresó por el hecho.

El partido de San Miguel quedó consternado con la noticia del fallecimiento de Santino Godoy Blanco, de 4 años, a causa de una neumonía bilateral luego de haber estado internado en el Hospital Larcade.

El menor había sido la imagen de la intendencia en la campaña de vacunación contra el sarampión, rubéola, paperas y polio, pero su familia denuncia que cuando se enfermó no tuvo la asistencia necesaria en el hospital y terminó falleciendo.

Cabe recordar que desde hace tiempo el Hospital Larcade atraviesa una grave crisis institucional. El año pasado, uno de los médicos del lugar había detallado que la situación en el centro de salud está “peor que nunca”. “A pesar de que ya hubo decenas y decenas de denuncias en el último tiempo, el municipio sigue sin brindar respuestas”, precisó el profesional, quien advirtió por la falta de médicos y las pésimas condiciones edilicias que desembocaron, por ejemplo con la caída del techo de neonatología en 2021.

El municipio de San Miguel es gobernado por Jaime Nicolás Méndez, de Juntos por el Cambio, quien aún no se expresó respecto de este tristísimo hecho.

“Mi nene se venía sintiendo mal desde hace una semana y en varias oportunidades concurrimos a la guardia del Hospital Municipal Larcade de San Miguel. Santino llegaba con fiebre, pero siempre lo mandaban a la casa. Un día nos dijeron que era gastroenterocolitis, otro día le diagnosticaron laringitis, hasta que finalmente el último viernes murió y la autopsia reveló que tenía neumonía”, señaló Agustina, la madre del niño.

Y agregó: “Todo el proceso se demoró porque hicieron absolutamente todo mal”.

A raíz del escándalo, la mujer fue recibida el fin de semana por el intendente Méndez y lo único que se sabe de esa reunión es el pedido de la familia: “Nosotros le pedimos que remuevan a todos los que atendieron a Santino para que a ningún otro chico le vuelva a pasar lo que le pasó a mi hijo”, comentó Agustina.

Santino integraba el grupo de chicos de las publicidades de la actual campaña de vacunación contra sarampión, rubéola, paperas y polio, que comenzó el 1 de octubre y se extenderá hasta el próximo 13 de noviembre.

“Activá abrazos”, reza el spot, donde se lo ve al chiquito extender sus brazos ofreciendo su mejor sonrisa.

“Santino estaba súper feliz por haber hecho la publicidad y haber aparecido en la tele. Cuando protagonizó la publicidad nos habían dicho que pagaban a los 35 días de la grabación. Y justo habíamos cobrado la plata recién la semana pasada. Estaba contento porque se había comprado un montón de cosas que necesitaba para el cole y ropa”, señaló la madre del niño.

En la causa interviene la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) de Flagrancia y Juicio Nº 22 de Malvinas Argentinas.